El taller

cropped-grabadojapones1.jpg

Este taller literario se piensa como un espacio de creación y pensamiento en torno al lenguaje y la “realidad”. ¿Qué viene antes: lenguaje o pensamiento? Toda lengua que nos llega (al nacer cada uno aterriza en un idioma) es también un universo de creencias y formas de percibir. Al aprender a hablar nos conectamos con una primera dimensión de ese mundo de sentido. Al aprender a escribir llegamos a una nueva instancia. Ya no todo es la inmediatez de la palabra hablada: la escritura deja huellas tangibles. ¿Y qué valor tiene esa huella para cada uno, si acaso lo tiene?

Cada uno posee un idioma propio (interior, familiar, cultural, generacional, etc.): en el taller buscamos aprender del idioma de los otros y de ese modo comprender más la belleza y singularidad de la voz propia. Escribir es sin duda un medio, una forma de transitar, hacia un conocimiento sensible del mundo y de nosotros mismos. Buscamos que la escritura opere como un mecanismo de interrogación permanente y no de descanso en lo conocido. Escribir es una aventura peligrosa. Escuchar la palabra que viene de nosotros es exponernos frente al otro en nuestra fragilidad y vulnerabilidad, es un acto de valentía. Y el coraje está, como decía Marguerite Duras, en ser más fuertes que nosotros mismos, más fuertes que aquello que nos desborda.

En el taller se trabaja a través de:

-la lectura de textos (cuento, poesía, ensayo, crónica, fragmentos de novela), buscando leer lo que cada uno necesita, y desarrollando la capacidad de sorpresa frente a lo nuevo y ajeno.

-la experiencia de escribir, a través de distintos estímulos creativos que nos permiten acceder a aquel desconocido que somos para nosotros mismos y que despiertan la voz dormida por la costumbre.

-la corrección de los textos producidos por los participantes, a los fines de adquirir elementos técnicos que faciliten la tarea creativa. Resaltando, sin embargo, que la principal técnica de un escritor es un permanente estado de alerta y receptividad.

-el diálogo y la discusión entorno a temáticas y preguntas que surgen del proceso creativo.

Enciclopedia4

(Obra de Odires Mlászho)

Coordinadora: Guadalupe Wernicke.

DSC06853

Estudié sociología en la UBA. Escribí los libros de poesía “viboritas de mar” (2007), “el deshielo” (2008), “33 variaciones” (en colaboración con Verónica Pomerane y Alejandro Gelaz, 2010) y “Con dibujos de la virgen negra” (2013). Coedité, junto a Victoria Schcolnik, la revista sonora de poesía “Vocal”. Participé del equipo editorial de la revista “Ventizca” y en la editorial de poesía “Abeja Reina”. Coordino talleres literarios grupales e individuales en Tigre, San Isidro y Capital Federal. Con el material de los participantes de los talleres se editaron las antologías “Construcciones” (2010), “Entramados en el Talar” (2011), “Caramelos Surtidos” (2011), “Entramados de otoño” (2012), “El tejido del agua” (2013) y “Las Ramas” (2014). Actualmente estoy trabajando en un libro de poemas: “Decathlon” y en su traducción a una obra de danza contemporánea.

Anuncios

6 pensamientos en “El taller

    • me encanta la convocatoria, comparto esas búsquedas, silencios, palabra hablada, escrita …
      ya contactaré con ustedes.
      Suerte!!!!

    • ….qué convocante propuesta!!!!!
      Soy una curiosa que tiene el deseo puesto en experimentar el “hablar escribiendo…”
      Podrían por fi, enviar lugar, horarios a partir de marzo, aranceles?
      Gracias, buen año!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s